Buscar
  • Javier Jileta

Not rocket science.

Socialmente pesa la historia de México; pero con un desdén y desprecio que hace evidencia nuestra carencia de identidad y amor propio. Desde un pasado glorioso, es posible identificar exitosos desarrollos sociales y de infraestructura. Sin menoscabo de complejos sistemas ideológicos y de creación-mantenimiento de conocimiento de la realidad. ¿Dónde está la enorme visión del México de la prosperidad?


Tres ideas a reflexionar.

1. Reivindicar nuestra herencia milenaria. Reconciliar nuestro origen indígena con nuestra modernidad global es una tarea que resuelve socialmente la asignatura pendiente de la heredada pigmentocrácia colonial. Reivindicar esa historia gloriosa y generosa con un futuro prospero de la nación llevaría a sanar heridas sociales de siglos. – Resarcir el dolor y vergüenza como comunidad, como nación.

2. México debe resolver problemas concretos. Nuestro país cuesta con una red de investigadores, mentes brillantes globalmente, y una diplomacia extraordinaria que es capaz y debe resolver problemas de los mexicanos. – Aprovechar nuestros patrimonio de clase mundial para nuestras propias tragedias.

3. COVID19 y los iconoclastas y su función para el futuro de la humanidad. La pandemia hizo posible que quienes pensamos diferente, los mavericks, pudiéramos cuestionar sistemas y procedimientos que llevaron a aprobaciones de vacunas contra el COVID19 en menos de 1 año. Existen vacunas que duran décadas… por no decir un siglo en aprobarse-probarse, como el caso de la vacuna para malaria. – Cuestionar y desarticular a quienes destruyen un futuro promisorio.


Pensar que quizá con estas tres precondiciones, sería posible el soñar en un México Sano: niñez feliz y con alimentación responsable; jóvenes y adultos con servicios de salud que evitan diabetes e hipertensión; sistemas de salud que prolonguen la vida de los mexicanos. ¿Por qué no? ¿Pensar que en la próxima generación aprovechemos todo lo que YA SE SABE, y aumentemos la vida de las generaciones mexicanas 25 años?


Sí, sólo alguien con el valor de soñar y luchar, podría hacerlo realidad. Esta aspiración es científicamente viable y enfocarse en regiones donde el rezago es mayor lleva con soluciones concretas a elevar el bienestar de toda la nación. Si fracasamos en lograr 25 años… ¿Quién le quitará a los mexicanos esos 5 años más de vida de sonreír y amar?

23 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Many would argue that the title question of this piece is non-sensical; of course, health is wellbeing. Humanity has fared many pandemics, yet what makes Covid19 different? There are two factors that

Every nation deserves the opportunity to visualise a future where their children can enjoy well-being beyond what has already been achieved. Being able to see a progression in one’s life within the ci

A dos años del inicio de la pandemia de covid existen lecciones que siguen sin aprenderse globalmente. Las tres principales son la optimización de los sistemas de monitoreo epidemiológico, sistemas gl